Genial !

12986956_934117646685768_9095168705522456880_n

La gente se siente orgullosa de tener un buen coche, una buena casa… o un reloj valioso.

Yo me siento orgulloso de tener una máquina como cuerpo… Poder trotar oliendo a la primavera. Escuchando deep house. En mi pasado era un flamante audi con un motor sensacional  que se deslizaba por el asfalto.

Hoy estoy poniendo a punto la máquina de la vida… Mi cuerpo. Poco a poco, pasito a pasito restando tiempo y calorías, sumando proteínas. Levanto mi cabeza y miro al frente y al cielo… Sigo trotando y a veces me canso, pero no me ahogo me esfuerzo al mínimo y los kilómetros vuelan bajo mis zapatillas de correr.

Pasa junto a mí un potente auto y sonrío al ver el flamante logotipo, yo luzco el mío propio en cada zancada… Estoy vivo a pesar de sufrir mis dolores y mis diagnósticos…

Sigo y no me detengo.

Llámame loco… cuanto mas loco, mejor.

Vuela conmigo

12932720_924312777666255_7786103425795536574_n

“Vamos por el mundo caminando… Hay unas pocas personas que vuelan, como los maestros; hay otras, menos aún, que vuelan muy alto, como los sabios; y que por desgracia, las hay que no levantan ni su cabeza del suelo… Son las que yo considero malas personas…”

Libre de deudas

  

Cada vez que recibas algo, puedes estar en tu ánimo o en el del otro transformar ese dar en una deuda. Si fuera así, sería mejor no recibir nada.

Pero si eres capaz de dar sin esperar pagos y de recibir sin sentir obligaciones, entonces puedes dar o no, recibir o no, pero jamás quedarás endeudado. Y lo más importante: nunca más nadie dejará de pagarte lo que te debe, porque jamás nadie te deberá nada. “

Las Cigüeñas

  

Tras largos meses de baja laboral… Mi vida transcurre entre paseos pequeños y atrevidos trotes, a veces truncados por el dolor abdominal, bajo mi faja protectora. 

A veces decaigo ante tanta lentitud en mi recuperación. 

Las cigüeñas sobrevuelan el nido… 

Un día más.

Y otro.