Sólo Tú

2015/01/img_67061.jpg

Sé, que a veces soy difícil de entender
Que puedo lastimarte sin querer,
Sabes bien, sin querer

Yo, que tanto te he intentado proteger
El héroe de tus sueños quiero ser,
Y no sé si estoy bien

Pero sé que te amo y,
Solo quiero devolver un poco
De lo que me has dado… Tu

Con tu ternura y tu luz,
Iluminaste mi corazón
Que me da vida, eres tú

No hay nadie mas solo tú,
Que pueda darme la inspiración,
Solo escuchando tu voz

Si, contigo es con quien quiero caminar
También con quien me gusta despertar,
Quédate, una vez mas

Porque sé que te amo y,
Solo quiero devolver un poco
De lo que me has dado… Tu

Con tu ternura y tu luz,
Iluminaste mi corazón
Que me da vida, eres tú

No hay nadie mas solo tú,
Que pueda darme la inspiración,
Solo escuchando tu voz
Que regresa a mi cuerpo
La fuerza de amar como me has enseñado…

Tu,
Con tu ternura y tu luz,
Iluminaste mi corazón
Que me da vida, eres tú

No hay nadie mas solo tú,
Que pueda darme la inspiración,
Solo escuchando tu voz…

Culpable

Si alguien juzga mi vida contigo,
y te dice a pesar del dolor,
si me acusan de no haber tenido la fe,
para darte todo lo que soy.
Si me dices que nunca que creído
en la magia, la luz de neón
si me acusan, mi amor, hoy te digo que yo solo soy…

Culpable, por haber aprendido a querer
por haber escuchado tu voz
y culpable de haberte tenido y darte calor
Culpable, por haber esperado tu amor
por haber aprendido a entender
y culpable de haberte perdido otra vez.

Y si juzgan que nunca he tenido
ni poder, ni palabra de honor
si te dicen que nunca he sabido volver
cada vez que me voy,
y a la vez que la escusa fue haberme perdido
en los brazos de quien me encontró
si me acusan, mi amor, hoy te digo que yo solo soy…

Culpable, por haber aprendido a querer
por haber escuchado tu voz
y culpable de haberte tenido y darte calor
Culpable, por haber esperado tu amor
por haber aprendido a entender
y culpable de haberte perdido otra vez.

Si me dices que nunca que querido creer
en la magia, la luz de neón
si me acusan, mi amor, hoy te digo que yo solo soy…

Culpable, por haber aprendido a querer
por haber escuchado tu voz
y culpable de haberte tenido y darte calor
Culpable, por haber esperado tu amor
por haber aprendido a entender
y culpable de haberte perdido otra vez.
por haber aprendido a querer
por haber escuchado tu voz
y culpable de haberte tenido y darte calor
Culpable, por haber esperado tu amor
por haber aprendido a entender
y culpable de haberte perdido otra vez.
y culpable de haberte perdido

De que manera te olvido

Veras que no he cambiado
Que estoy enamorado,
Tal vez igual que ayer

Quizás te comentaron,
Que a solas me miraron,
Llorando tu querer.

Y no me da vergüenza,
Que aun con la experiencia
Que la vida me dio

A tu amor yo me aferro,
Y aunque ya no te tengo,
No te puedo olvidar.

A tu amor yo me aferro,
Y aunque ya no te tengo,
No te puedo olvidar.

De que manera te olvido
De que manera yo entierro
Este cariño maldito,
Que a diario atormenta a mi corazón

De que manera te olvido
Si te miro en cualquier gente y tu
y tu no quieres ni verme,
Porque te conviene callar nuestro amor

De que manera te olvido
De que manera yo entierro
Este cariño maldito,
Que a diario atormenta a mi corazón

De que manera te olvido
Si te miro en cualquier gente y tu
Y tu no quieres ni verme,
Porque te conviene callar nuestro amor

Lo que puede comprar el dinero

El dinero puede comprar una posición, pero no el respeto.

El dinero puede comprar una casa, pero no un hogar.

El dinero puede comprar un reloj, pero no el tiempo.

El dinero puede comprar una cama, pero no el sueño.

El dinero puede comprar un libro, pero no el conocimiento.

El dinero puede pagar un médico, pero no la salud.

El dinero puede comprar la sangre, pero no la vida.

El dinero puede comprar sexo, pero no el amor.

Con dinero podemos comprar una cama, pero no un sueño.

Con dinero podemos comprar libros, pero no cultura.

Con dinero podemos comprar comida, pero no apetito.

Con dinero podemos comprar adornos, pero no la belleza.

Con dinero podemos comprar una casa, pero no un hogar.

Con dinero podemos comprar medicinas pero no salud.

Con dinero podemos comprar lujos pero no simpatía.

Con dinero podemos comprar diversiones, pero no felicidad.

Con dinero podemos comprar un crucifijo, pero no un Salvador.

Con dinero podemos comprar una iglesia, pero no el cielo.

Y recuerda que lo que el dinero no puede comprar, Dios nos lo da diariamente, sin cobrar!